diciembre 16, 2019

Select your Top Menu from wp menus

Por qué no deberías ir a la oficina cuando estás resfriado

Durante el invierno, es más fácil contagiarse de enfermedades respiratorias si trabajamos en espacios cerrados, por lo que puede ser mejor que, si estás resfriado, te quedes en la casa y no vayas a la oficina.
El motivo principal es que las bacterias pueden contagiarse no sólo cuando tocamos a una persona enferma, sino que incluso cuando entramos en contacto con algún objeto que ellos hayan manipulado, indica el periódico estadounidense The New York Times.
Además, en invierno suelen ventilarse menos los recintos, por lo que las infecciones pueden quedarse encerradas en el interior, facilitándose su propagación.
Según explica el Dr. Pritish K. Tosh al diario norteamericano, lo más seguro para evitar contagiar a los colegas es quedarse en el hogar hasta que hayan pasado 24 horas desde que se tuvo fiebre por última vez.
Asimismo, afirma que “las personas pueden infectar al resto incluso antes de presentar síntomas, pero la mayoría del tiempo van a ser más infecciosos cuando están más enfermos, especialmente si tienen fiebre”.
“No dejas de ser contagioso hasta que todos los síntomas desaparecen”, recalca.
Pero como no todos pueden faltar al trabajo cada vez que se enferma, también entrega algunas recomendaciones si estás resfriado y debes ir a la oficina.
Lo principal es limitar tu interacción con tus colegas lo más posible, por ejemplo, evitando reuniones innecesarias y no tocándolos si vas a saludarlos.
También aconseja cubrirte con tu codo al toser, no con tus manos, para limitar la propagación de las bacterias, y limpiar los objetos tras tocarlos.
Otro punto que puede ayudar, agrega, es lavar tus manos con agua o alcohol gel tras estornudar o toser.

About The Author

Related posts

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

WhatsApp chat